Ducati Scrambler – todo sobre la Sixty2.

El slogan de la Ducati Scrambler va así: “Creativa, juvenil y de espíritu libre, la nueva Ducati Scrambler es mucho más que una moto, es una nueva marca que exalta la creatividad, la libre expresión y las emociones positivas compartidas”. Y aunque te parezca como otro típico slogan más para vender el producto, la realidad es que la describe muy bien.

La Scrambler inicia su comercialización en 1968 por Italia, y aunque su mercado principal eran los Estados Unidos, esta fue modificada continuamente gracias a sus motores de “cárter ancho” primeros en la versión 250 y 350 y más tarde en 1969 en la 450. La serie Scrambler incluye algunas motos con culatas desmodrómicas y fue objetivo de cuantos ajustes de nivel técnico hasta el final de su producción, en 1974.
Las razones del éxito comercial de la Scrambler son incontables. Este clásico fue disruptivo en su época.  Primero por el bastidor excepcional, el cual fue utilizado  para las carreras en pista, suceso inicial en la historia del motociclismo. En segundo lugar, se encuentra el hermoso motor que carga la Scrambler el cual fue cortado a medida para su función. No fue la moto más rápida de su época, pero las prestaciones globales  y la posición de conducción perfectamente centrada la convirtieron en una de las motos más placenteras y ligeras de conducir en su época. Encima de todo, era extremadamente elegante,  con sus curvas clásicas y modernas y colores vivos que contrastaban con el bastidor y asientos negro y el depósito cromado, era verdaderamente un sueño.  La Scrambler era considerada una fusión entre los estilos de motociclismo estadounidense y europeo. Era la moto de moda, que hasta el día de hoy sigue siendo muy querida y respetada.

Las hermanas Scrambler…

Las hermanas Scrambler son 7 bellos modelos, cada uno con sus diferencias para hacerla única y especial. Pero en sus similitudes se encuentra un propulsor bicilindrico en L de distribución desmodrónica con dos válvulas para cada cilindro y refrigerado  por aire con cilindrada de 803 cc y 75 cv de potencia a 8.250 rpm, excepto la Sixty2, de 399 cc y 40 cv de potencia.

Otra característica, es que comparten el mismo cambio de seis velocidades con transmisión final por cadena y el embrague multidisco en aceite APTC con accionamiento mecánico, así como el mismo chasis tipo Trellis,  y un amortiguador trasero ajustable en precarga, y también usan los mismos frenos.

Pero nuestra favorita es…

La Sixty2. Esta moto es la destinada a la cultura más juvenil, la más desenfadada, la más “chill”. Ofrece nada más y nada menos que 40 cv de potencia, por lo que no hay que limitarla para el A2, es por tanto también la más accesible. Ofrece el menor peso de todas ellas con 167 kg, también cambia la pinza radial delantera de cuatro pistones por una de menos mordiente de dos, su amortiguador trasero solo es regulable en precarga y tampoco tiene la toma USB que albergan sus hermanas en el compartimento de carga bajo el asiento. Esta belleza juvenil está disponible en tres colores: Atomic Tangerine, Ocean Grey y Shinning Black y tiene un precio inicial de 7.990 euros.

Te dejamos una galería para que puedas apreciar el esplendor de las otras hermanas Scrambler y no olvides de contarnos cuál es tu favorita.

Aun no hay comentarios!!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *